Sanidad: Alí babá y los cuarenta ladrones

Leo hoy una noticia en "La Vanguardia" sobre el gasto atribuible a enfermedades derivadas del tabaquismo que soporta nuestro sistema sanitario.

Según los números que publica este diario, es de 5.400 millones al año. Leyendo el artículo, esa cifra alcánzalos 14.710 millones en el 2008.

Pensando en los impuestos que cada vez presionan más al ciudadano medio, veo claramente los del tabaco. Se defienden dando cifras del 2008, y mencionan que los ingresos por impuestos fueron inferiores al gasto. Dan datos del 2008. El 2009 hubo un gran incremento de los impuestos sobre el tabaco.

Entiendo que el tabaco es malo para la salud. Entiendo también que es un gasto para un sistema sanitario con demasiados gastos. No entiendo por qué, si es tan malo para la salud y gastamos tanto en campañas anti tabaco, no lo quita el gobierno directamente de circulación. ¿No serán otro tipo de intereses?

Me parece del todo hipócrita estar demonizando al tabaco y, por otro lado, estar poniendo la mano para recoger el dinero que llena las arcas con tanta facilidad. Mi última pregunta a este respecto es si realmente el tabaco es un monopolio del estado. Hasta dónde yo sé, la distribuidora oficial de tabaco pertenece al estado y las licencias de los estancos sigue controlándola él.

Esto es como las inversiones del Vaticano en empresas que se dedican a fines contrarios a ella (Noticia)

De ahí paso al por qué de todo esto. El artículo aparecía porque ahora quieren lavarse la cara y ahorrar un poco. Me refiero a los señores de sanidad.

Bueno, no sé qué opinas tú al respecto, ni tan solo sé si conoces a alguien que trabaje en algún centro hospitalario o de atención primaria de la seguridad social. Yo conozco a varios. En su casa nunca falta de nada que tenga relación con la sanidad. Todo "gratis". Medicamentos, sábanas, vendas, utensilios de botiquín como tijeras, pinzas, alimentos, botellas de agua... Alucinarías... Material de oficina...

Viéndo a algunos de ellos, está claro que no todos lo hacen, intento hacer sumas y multiplicaciones de trabajadores y euros que se llevan... Se me ponen los pelos de punta.

Es posible que el ahorro de sanidad se pudiera hacer desde otros frentes, igual no es muy popular, pero que dejen de tocar ya los huevos con tanta mariconada y empiecen a perseguir y despedir a esa panda de chorizos que nos roban a ti y a mí cada día.

Tabaco: caca. Chorizo: caca.

De cualquier modo, nuestro sistema sanitario es de los mejores del mundo.

Que vaya bonito,
àlex

Comments

Popular posts from this blog

No celebres el cumpleaños de tus hijos en un McDonald's

Arbeit macht frei

Ya es Navidad... en los centros comerciales